Córdoba

"Paseando por tus calles, me requiebran tus naranjos,
tu mezquita hermosa y enhiesta,
con ese olor a otros tiempos,
tiempos memorables ya pasados.
Poco más allá la judería, por la que tantas veces me perdí
callejeando hasta encontrar la plaza perfecta,
para escribirte a ti mi bella ciudad, estos versos.
Córdoba cuna de guerreras gentes y sabidurías claras;
atiendes al extranjero, y das cobijo a tu prójimo.
Cuna de culturas, de Sénecas, Maimonides,
Alhakenes, Duques de Rivas, Góngoras
y tantos otros que mi cabeza olvida.
Por tus calles me enamoré y por tus calles
encontré a mis musas, y encontré
a las más bellas gentes que jamás yo conociera,
Córdoba, que mal o bien albergaste a tres culturas amplias y bastas,
que mal o bien supieron convivir y que mal o bien me han
hecho ser lo que soy, un cordobés orgulloso de serlo..."

Itinerarios